Pendientes del cielo… los pequeños grandes músicos, y los grandes músicos al cuadrado, el público, los profesores… todos mirando al cielo, deseando que las nubes que lo cubrían no estropeara la gran tarde que nos esperaba. ¡Y así fue! El tiempo nos dejó disfrutar de un segundo día de audiciones en la Escuela de Música de DaCapo. El escenario con atriles, un piano, batería, amplificador, equipo de música… nos daba la pista de que iba a ser una tarde con muchos matices diferentes. Pudimos escuchar  a los alumnos de instrumentos como el piano, guitarra clásica, trompa, guitarra eléctrica, clarinete  y flauta travesera. Los alumnos de la clase colectiva de estos dos últimos instrumentos fueron los encargados de cerrar el Curso 2013-2014 y lo hicieron con dos piezas acompañadas por la batería, que hicieron conmover al público en ocasiones y en otras bailotear en su silla. Gracias a todos los que habéis participado en las audiciones y a los que no habéis podido asistir (os echamos mucho de menos). Gracias por haber elegido SER DaCapo. Pero esto no es un punto y a parte, sino un punto y seguido. Nos veremos durante el verano en la EVE, el Campus DaCapo… y así hasta septiembre que demos comienzo al nuevo curso 14-15. Ahora toca descansar pero siempre viviendo y conviviendo con LA MÚSICA.